El Molar

14,50 €
Impuestos incluidos Envío en 48-96h

El Molar

D.O. Jumilla

Cantidad

  • Security policy (edit with Customer reassurance module) Security policy (edit with Customer reassurance module)
  • Delivery policy (edit with Customer reassurance module) Delivery policy (edit with Customer reassurance module)
  • Return policy (edit with Customer reassurance module) Return policy (edit with Customer reassurance module)

El Molar es un vino atípico, una garnacha original, fresca y más ligera de lo que su origen podría llevarnos a presuponer. Será quizás la orientación norte de sus viñedos, o el uso de fudres en su crianza, o quizás una combinación de estos y otros factores como el suelo calizo en el que crecen sus uvas... Lo cierto es que El Molar de Casa Castillo es un vino que enamora a cada sorbo. Aromático, balsámico, rebosante de fruta roja fresca, cremoso y fluido al mismo tiempo.

La garnacha, los 12 meses en fudres y los casi ochocientos metros sobre el nivel del mar de la Sierra del Molar hacen del vino homónimo una verdadera rareza en la región. La pobreza de los suelos, los fuertes contrastes térmicos entre estaciones y la baja pluviometría se encargan de transmitir la tipicidad a cada grano de uva. Una vez vendimiada, la fruta se traslada a la bodega y se derrapa únicamente en un 70%. Sin estrujado previo, la uva se lleva a pequeños lagares subterráneos en los que fermenta durante unas dos semanas. Posteriormente, realizará la fermentación maloláctica y la crianza en fudres.

En botella luce color picota y presume de aromas de fruta silvestre, especias y eucalipto sobre un discreto fondo de madera. En boca exhibe un gran equilibrio entre la madurez habitual en estas latitudes y el frescor propio de la altitud. Fluido y de taninos amables, como buena garnacha que es, El Molar es también un vino con personalidad propia que, sin renunciar al estilo de la bodega y de la región murciana, es capaz de llenar la copa de luz, complejidad y frescor. Su fragancia es tan seductora que nos vemos obligados a advertirles: no resulta sencillo apartar la nariz de la copa.

Molar_75cl

Ficha técnica

Tipo
Tinto
Denominación
Jumilla
Añada
2017
Envejecimiento
Crianza de 12 meses en fudres de roble
Tamaño botella
Estándar (75 cl)
Tipo de uva
Tinta
País
España
Variedad/es
Garnacha
Graduación Alcohólica
14.5º

Referencias específicas

Nota de Cata:

Vista: Picota con reflejos violáceos, límpido y brillante.

Nariz: Fruta roja y moras con buenas sensaciones de frescura, recuerdos balsámicos y algo de madera de fondo, pero sin predominar.

Boca: La frescura que se percibe en nariz se confirma en boca, con mucho sabor, acidez correcta, paso fluido, goloso y muy agradable.

Maridaje:

Carpaccio de ternera, berenjena con parmesano, arroces de carne, embutidos y quesos semicurados...

Es en 1985 cuando la segunda generación de la familia (representada en Nemesio y su hijo José Mª Vicente) comenzó un nuevo proyecto con la reestructuración del viñedo y la introducción de nuevas variedades.

En 1991 se reforma el edificio de la bodega respetando la estructura original y se realiza la primera elaboración, saliendo al mercado su primer vino en 1993 con el nombre de Casa Castillo Crianza 1991.

En la actualidad es la tercera generación, con José Mª Vicente a la cabeza, la que se encuentra al frente de la bodega. Éste había comenzado los estudios de arquitectura cuando, coincidiendo con la primera añada de la bodega familiar abandonó sus planes iniciales para dedicarse de lleno al mundo del vino. Inquieto y autodidacta, su aprendizaje se desarrolló entre Francia, Italia, Alemania y Portugal. En estos viajes no buscaba las grandes bodegas sino los pequeños viticultores que tenían una filosofía artesanal.

Casa Castillo se localiza en el altiplano de Jumilla. Sus tierras ocupan la zona umbría de la Sierra del Molar, alzándose en empinadas laderas hasta los 760 metros de altitud. La finca tiene una superficie de 402 hectáreas de las cuales únicamente se dedican al viñedo 150, el resto se destina al cultivo de almendros, olivos y a la conservación de monte y pinar. La variedad autóctonaMonastrell ocupa el 80% del viñedo, seguida del 12% de Garnacha y el 8% de Syrah.

Las parcelas se distribuyen sobre una extensa área con zonas muy diferenciadas:

El Valle, compuesto por suelos franco-arenosos, está cultivado en su totalidad con Monastrell, y las cepas tienen 25 años de media. El viñedo se cultiva de forma tradicional conducido en vaso y en régimen de secano, como el resto de la finca, con una densidad de plantación de 1.600 cepas por hectárea.

La zona de Valtosca, con una superficie de 12 hectáreas, es la transición entre las laderas de Las Gravas y El Valle. De suelo franco-arenoso, está cubierto de tosca caliza, de ahí proviene su nombre Valtosca (valle-tosca). Se cultiva en su totalidad Syrah, con una alta densidad de plantación por hectárea, lo que origina un vino maduro y concentrado.

En la parcela Las Gravas, 28 hectáreas de suelo muy pedregosoen las laderas de las montañas de la Sierra del Molar, se cultivanMonastrell Garnacha, plantadas desde finales de los 70 a 1986. La selección anual de las uvas de estas parcelas dan origen al vino más mineral de la bodega.

La parcela La Solana, con sus 12 hectáreas de suelo arenoso, abriga una vieja plantación de Monastrell en pie franco, plantadas en 1941 con rendimientos muy bajos y cuyo fruto se elabora por separado para dar lugar al vino más emblemático de la bodega, elCasa Castillo Pie Franco.

El paraje del Molar actualmente lo componen 17 hectáreas repartidas en tres viñedos plantados en diferentes suelos y orientaciones. El ensamblaje de estas tres viñas proporcionacomplejidad, frescura y tipicidad a esta garnacha jumillana.

JOSÉ MARÍA CASTILLO

LOS VINOS DE CASA CASTILLO SE HACEN EN LA VIÑA

   LA COLECCIÓN